Vecinos la denunciaron: el insólito motivo por el que detuvieron a esta mujer

Y aún no creemos esto. Una mujer estadounidense fue apresada por la policía por un peculiar motivo: hacia demasiado ruido mientras hacía “chiqui chiqui” con su pareja. 

Los vecinos no aguantaron los ruidos de la mujer, identificada como Amanda Wanfel, de 25 años, y llamaron a las autoridades para poner la denuncia, de inmediato fueron por ella y se la llevaron al calabozo.

Según informaciones, los gemidos de esta dama eran tan altos que una familia se vio en la obligación de utilizar tapones en los oídos para poder dormir. 

Wanfel está a la espera de la sentencia, la cual podría ser hasta de 90 días en la cárcel. Cabe destacar que la mujer se declaró culpable y dijo estar dispuesta a disculparse con sus vecinos.