¿Qué hay detrás del divorcio de Francisca Lachapel?

El pasado domingo la ganadora de Nuestra Belleza Latina VIP 2015, Francisca Lachapel, confirmó un secreto a voces: había iniciado su proceso de divorcio. En las redes sociales muchas personas se volcaron a darle el apoyo y dedicarle unas palabras de aliento. 

Lo que más temía la modelo y presentadora dominicana al anunciar lo de su divorcio era el “cuchicheo” de la gente y que fuera juzgada, pero no sucedió así. Pero, hay algunas interrogantes que han quedado sin respuestas, ¿qué hay detrás de la separación de Francisca Lachapel? ¿Qué sucedió con la pareja sonriente?

Amigos cercanos expresaron que la separación de Lachapel y Rocky, su esposo, se debió a la presión que le ejercía el trabajo a la dominicana, además su obsesión de hacer las cosas bien y nunca decirle que “no” a las actividades que le llegaban. 

Todo eso más una compañía de diseño interiores y remodelación que Rocky había abierto fueron las razones por la cual la pareja se fue alejando poco a poco. 

“En un principio Rocky acompañaba a todos lados a Francisca, era como su manager, estaban siempre juntos. Él la apoyó mucho para que entrara a Nuestra Belleza Latina, y después que gano también, pero nunca se imaginaron la presión que significaba estar en la televisión, ser famosa, la exposición pública”, dijo la fuente que por su cercanía a ellos prefirió mantenerse en el anonimato. 

La fuente agregó que el divorcio fue un acuerdo mutuo cuando ambos se dieron cuenta de que sus vidas no tenían el mismo rumbo. Aunque, aseguró que fue una decisión muy difícil, ha habido muchas lagrimas durante el proceso, sobre todo de parte de Francisca ya que su deseo era tener una familia para siempre y tener 3 hijos. 

“Ella es muy creyente, es cristiana y nunca en su corazón pasó la posibilidad de divorciarse”, dijo la fuente. 

Vea también: Lo que dijo Francisca Lachapel sobre su separación ¡EXCLUSIVO!

Según cuentan, los compañeros de Francisca la ven triste y acongojada, mientras que Rocky está puesto para hacer su sueño crecer. 

Ahora estamos en la espera de saber si Francisca se quedara con el apellido Lachapel, el cual pertenece a su esposo, o volverá a ser Méndez Montero.