El río Sena crece cada hora a su paso por París y amenaza con penetrar hogares

PARÍS.  El río Sena crece cada minuto a su paso por París. Los franceses observan con temor y algo de impotencia cómo las aguas se han tragado ya sus paseos fluviales y amenazan con penetrar en sus casas y  empresas y algunos de los monumentos más visitados del mundo, como el Louvre, el cual fue desalojado.

La crecida más grande sucederá esta noche, afirmaron las autoridades. Podría alcanzar una altura cercana a los 6,50 metros, un nivel que no se veía desde el siglo xix.

La alerta en París es naranja,  es decir, un escalón menos  de la roja. Sería roja sí la avenida superase los siete metros, lo cual afectaría vida y bienes

La conmoción ante las imágenes de los emblemáticos  "bateaux mouches"  inundados de agua o de las estatuas del Louvre rescatadas por los funcionarios del museo parecen  olvidar que ya  en Francia han sido evacuadas  20.000 personas en otras comunidades y dos personas han muerto.

OBSERVA EL VIDEO.