Jóvenes ponen su vida en peligro inyectándose medicamentos para animales

SANTO DOMINGO. La juventud se inventa…Miren este caso presentado por Nuria en su programa de anoche sábado

Rafael Wliintong es un joven de solo 21 años de edad. Es fisiculturista y fanático del levantamiento de pesas. Desde los 16 años se dedica a levantar presas en procura de tener cuerpo fitness.

En el gimnasio donde práctica su deporte favorito, sus compañeros estimulaban sus músculos con un  edicamento inyectable que provocó su curiosidad y lo motivo a inyectarse dicho medicamento.

El dichoso medicamento se llama  Diamino o Caballín, como se le conoce popularmente entre los fisiculturistas. Es un compuesto utilizado en el área veterinaria prescrito para bovinos y caballos.

También se lo inyectan a las vacas  cuando paren a fin de restituir la sangre perdida.

OBSERVA EL VIDEO Y COMENTA ESTE CASO.