Un aplauso por las palabras del magistrado al acusado Blas Peralta

SANTO DOMINGO.  Tras la sentencia que dictaminó un año de prisión preventiva contra el empresario Blas Peralta, gran parte de la opinión pública y la población se sorprendió con las palabras emitidas por el juez Alejandro Vargas, quien estuvo a cargo de decidid ir el rumbo penal de Blas Peralta.  

Al inicio de su intervención, el magistrado Vargas fue contundente al señalar una verdad que se cae de la mata como decimos popularmente en la República Dominicana.

Afirmó que la culpa de los desmanes de sectores encabezados por figuras como Blas Peralta  y sus cómplices.

Lean lo que dijo el magistrado. “El único culpable de que en la sociedad  dominicana existan personajes y comportamiento como el mostrado por Blas Peralta es el Estado y sus instituciones”.

“Es el Estado quien permite que ese tipo de personas, con dinero, sin arraigos morales penetren en la sociedad, se consideren dueños del país, de parar tránsito y hasta de erigirse estatuas”.

Muy duro bajó el magistrado, ¿verdad?

Arremete de nuevo: “son personas que van entrando poco a poco, van asumiendo conductas que  el Estado termina aceptándolas, y eso va endiosando al ser humano hasta el extremo que cuando alguien dijo que el señor Blas tenía una estatua frente a un local , yo dije para mí “eso pasa cuando el Estado es tan permisivo”.

Lo grande es que el juez Alejandro Vargas tiene toda la razón.

Continúa: “Fíjense como el Estado va permitiéndole a personas que paren el tránsito, que detengan el curso de la economía, que monopolicen en sectores importantes de la sociedad”.

Todo esto lo dijo el juez Alejandro Vargas ante  abogados y querellantes contra Blas Peralta.

 “El Estado va permitiendo todo eso y los protagonistas de esos sectores se creen con tanto poder que piensan que la mano de la Justicia no los puede alcanzar y eso es lo que hoy le está pasando al señor Blas Peralta”.

Las afirmaciones del Magistrado Vargas no son frecuentes en la justicia dominicana. Los jueces solo hablan por sentencias, pero esta vez la dimensión de los hechos conocidos en esa audiencia sobrepasaba los límites de la “cordura judicial”, se podría decir.

El juez emitió un juicio valor que no deja de ser bueno y válido para los fines.

Observa el video con las declaraciones del Magistrado Vargas y extrae tus propias conclusiones.