Nació sin cuerpo y se considera afortunada

NIGERIA.- Rahma Haruna DE  19 años, nigeriana, padece una extraña discapacidad que le ha impedido desarrollar un cuerpo.

Haruna mide unos pocos centímetros y no posee extremidades, salvo su brazo derecho.

Cuando nació, los médicos determnaron que la enfermedad de la mujer no era curable porque sufrió “un ataque de espíritus”.

Su hermanito  de 14 años la carga y traslada en una cubeta plástica  color verde durante 25 kilómetros a fin de llegar la ciudad de Kano donde pide limosnas a los transeúntes que se sorprenden y se  asustan al ver a una persona en semejante discapacidad.

La joven Rahma detalla a las personas que se compadecen por ella que su vida no ha sido fácil, no puede hacer nada de manera independiente y que ha crecido sabiendo que es diferente de otros y aceptó conforme su situación. “Soy una persona afortunada, después de todo, sigo viva”.