Seis señales para saber si estás en una relación tóxica

Ya sea por poco tiempo o por prolongada exposición cuando estamos expuesto a algo que es tóxico para nuestra salud bien sea en el ambiente laboral, social, cotidiano o en la comodidad de nuestras casas recibimos desmejoras de salud, de bienestar y finalmente nos termina afectando algunas veces hasta de manera permanente.

Igualmente ocurre cuando estamos expuestos a personas tóxicas en nuestra vida suele afectarnos emocionalmente y en algunas ocasiones físicamente también.

Este tipo de persona tóxicas por lo general carecen de empatía con los demás y so seres problemáticos que carecen de la capacidad para enfrentar dichos problemas y por eso por lo general son dependiente de otra persona de acuerdo comenta la Psicóloga e Hipnoterapeuta Joan Marie Rolón Cortés.

Entonces si nos hacen tanto daño este tipo de personas ¿Porqué sencillamente no los excluimos de nuestras vidas? El problema es que en algunos casos este tipo de persona ocupa una posición importante en nuestro círculo íntimo pudiendo ser un familiar un amigo o incluso nuestra pareja. Las personas tóxicas comparten una serie de características que podrían ser indicios de que estás en una relación disfuncional.

La Psicóloga clínica Valerie Stipes presenta algunos de los tipos de personalidad:

Son egoístas

“Todo lo que le pasa a esa persona es lo más importante. Le da menos importancia a tus emociones y eventos. Un ejemplo que veo mucho en la práctica es cuando los padres involucran a sus hijos en sus temas personales, tales como los problemas de la relación con su pareja. Aquí los padres (no están pensando) en la carga y responsabilidad que le están imponiendo a su hijo/a”.

Son hostiles

“Te sientes como si estuviera molesto contigo constantemente. Sientes que la persona no tiene mucha tolerancia y causa un ambiente muy tenso si convives con la misma”.

Critican todo

“Te critíca, se burla o te hace sentir menos. Te sientes como que nada es suficiente para complacer a esta persona. Sientes que tus imperfecciones serán señaladas por él o ella.”

Son ambivalentes

“En momentos es (una persona) dulce, amorosa y de momento es fría“. Te confundes sobre lo que siente hacia ti.

Son controladores

“Si no haces lo que la persona está recomendando, algo malo puede ocurrir. Por ejemplo, tu pareja desea que cambies de trabajo; si tú piensas que no debes, te pelea, amenaza e intenta manipular tu decisión”.

Buscan ser la víctima

“Intentan llamarnos la atención haciéndonos sentir que hay que rescatarlos, cuidarlos y compadecerlos“.