Su esposo estaba citado para la fiscalía pero le quitó la vida un dia antes

Santo Domingo.- El miedo que tanto sufría Ingrid Encarnación, de 34 años de edad, quien falleció a manos de su esposo, se hizo realidad. La víctima en variadas ocasiones trasladó de ubicación buscando la manera de evitar al esposo, teniendo a sus hijos con ella, empezó a vivir en los hogares de sus hermanas, de casa en casa, para que el asesino no diera con ellos.

A pesar de esto, el domingo se dirigió a San José de Ocoa, lugar a donde llegó Bienvenido Roa Alcántara, sin embargo ya Encarnación había salido de la capital. Lo que menos esperaba era que su esposo diera con ella en la localidad donde se encontraba, el asesino saltó una pared, golpeó a un cuñado y al otro lo encañonó. Al escuchar los gritos, Indrid Encarnación acudió a la escena, donde fue recibida por 7 disparos de parte del esposo, quien luego de esto se suicidó.

Encarnación compartió 17 años de matrimonio con Alcántara, en los cuales estuvo recibiendo golpes, amenazas, represión e incluso aislamiento. Los hijos, de 15, 11 y 3 años, también temían a su papá. Hace 7 meses logró que este acudiera a citas psicológicas, sin embargo no se alcanzó a lograr nada.

Estando aterrada, temiendo por su vida y el bienestar mental de sus 3 hijos, acudió nuevamente a la Unidad de Violencia de Género, donde le entregaron una citación, la cual debía hacerle llegar ella misma a su esposo, pero por miedo nunca se la entregón pues al recibirla, se pondría más conflictivo y violento, de seguro. La citación estaba pautada para el 13 de agosto del año en curso, pero Ingrid murió un día antes.

La tragedia ocurrió el miércoles pasado, alrededor de las 8:00pm. En el acto, también resultó herida una sobrina de Ingrid, debido a que a esta le rozó una bala.