La viuda de vigilante muerto en asalto agradece ayuda del Banco Popular

Emiliana de los Santos, viuda del vigilante de seguridad fallecido a raíz de un disparo durante el atraco perpetrado a la sucursal del Banco Popular en el Distrito Nacional, expresó lo siguiente:
“El ser cristiana me ha permitido tener la fortaleza necesaria para poder sobrellevar la pérdida de mi pareja”.

En su rostro se refleja la más pura tristeza, a pesar de eso, se refugia en la iglesia cristiana en la cual ha permanecido por más de 7 años e intenta mantener la emoción y energía por la que se caracterizaba su marido, un gran ser humano, tal cual como ella lo describe.
“Era un hombre muy bueno, buena persona y responsable, lo poco que conseguía lo compartía conmigo, con su mamá y su familia”. Indica que su esposo jamás llegaba tarde al tarde, ya que se caracterizaba por estar siempre atento a sus deberes.

“Uno nunca puede sentirse mal si esa es la voluntad de Dios, uno no puede sentirse mal”, expresó Emiliana en cuanto al trágico suceso.
A su vez, afirma que ha recibido un gran apoyo del Banco Popular, por el cual está completamente agradecida:
“He recibido el apoyo del banco. Vinieron y se hicieron cargo de todo los gastos fúnebres, usted sabe que se gasta mucho. Ellos cubrieron con lo que se gastó y también el día que se enterró, se han portado bien”.
“La gente del banco dicen que me van a comprar el solar y que me van a construir la casa para mí y los niños”.
Afortunadamente, la empresa de Seguridad Guardianes Marcos, donde el vigilante fallecido era empleado, junto con el apoyo del Banco Popular, seguirá entregando a su familia una remuneración económica.

El vigilante Méndez Martínez vivía con su familia en la comunidad de Salamanca, situada en el municipio La Cuaba, en una casita hecha con madera y hojalata cobijada de zinc. Méndez Martínez fue asesinado el pasado jueves en el asalto a la sucursal de la avenida Gregorio Luperón esquina calle Olof Palme.