Madre de modelo acusa de supuesto “acoso sexual” al presidente de la Parada de El Bronx

Estados Unidos.- Han denunciado al presidente de la Gran Parada Dominicana de El Bronx, el activista Felipe Febles, a raíz de aparentemente haber acosado sexualmente a la hija de Damaris Maldonado,  de nombre Damaris López, una de las modelos y estudiante en Miami.

La señora Damaris afirmó que su hija y ella habían sido invitadas a la parada por parte de Rubén de Lara, comentarista deportivo, quien fue el maestro de ceremonias del mencionado desfile, el cual se celebró el pasado 26 de julio en la avenida Grand Concourse del respectivo condado.

Por su parte, la madre realizó la denuncia a este reportero a través de una llamada, señaló que aceptaron la invitación y procedieron a viajar desde Miami a Nueva York, donde su hija se quedó en un hotel de la calle 44 y los gastos los asumió ella, apartando los vuelos de ida y vuelta.

Reveló que su hija modelo de 19 años de edad llegó el jueves anterior a la parada y la madre el viernes, ya que las dos deseaban estar presentes en la cena antes del evento.

Hay que destacar que la madre es una abogada graduada en la República Dominicana y hoy en día se ejerce como asistente (paralegal) en un bufete de abogados en Miami.

 “Se nos ofreció que mi hija iba a ser dama de compañía en todos los eventos, pero él, decidió que fuera una de las madrinas, porque entendió que podía usarla” “Mi hija estudia y es modelo, pero está bajo mi responsabilidad y vive conmigo”, añadió la señora Maldonado.

Revela que ella es como una madre para el hijo de Rubén de Lara, quien le dijo que su papá iba  tener a su hija como dama de compañía.

La denunciante declara lo siguiente:

“Rubén de Lara, habló con Felipe Febles y Rosa Ayala, quienes aprobaron que mi hija, fuera dama de compañía. Hasta ahí, todo estaba perfecto”. “En ningún momento, pedí a Felbles que nos pagara nada y todos los gastos del viaje de nosotras, fueron cubiertos por mí”. “Estando en el evento del jueves, mi hija me llamó y me dijo que tenía que irse, porque ese viejo es un fresco”.

La hija le dijo a la madre que Febles, “me está enseñando dinero y ofreciéndome darme todo lo que yo quiera”. Agregó Maldonado, “que aunque Febles no la tocó, hubo acoso sexual, porque se le insinuó varias veces”

Indicó, que “tampoco fue al hotel, pero demostró una obsesión por mi hija”. Señaló que Febles, aprovechó la oportunidad que dos jóvenes se le acercaron y él le señaló a López, que “mira cómo se me sobran las mujeres y tú a mí no me haces caso. Un señor de casi 60 años, insinuándole a una niña de 19, ya usted sabe qué”.

Afirmó que “la esposa de Jordan Romeo, tuvo que llevar a mi hija al hotel, porque Febles le dijo que quería hablar con ella 10 minutos después que saliera del baño”.

Asombrada del porqué no denunciaron el aparente acoso sexual a la policía, la madre procedió a responder que su hija le pidió que no lo hiciera, ya que no quiere escándalos.

La hija le corroboró que había decidido que no iba a participar en ninguna carroza, “porque ese señor es un fresco”, sin embargo, aceptó montarse en la que iba Jordán, quien conocido como un imitador ecuatoriano de Romeo Santos.

“El nombre de mi niña, yo no lo quería empañar con eso, porque ella es modelo en Miami, pero cuando llamé a la señora Rosa, ella me contestó que Febles es un señor de mucho prestigio”, cuenta la madre.

“La dejaron participar la primera noche, pero mi niña duró 20 minutos en la cena y se fue, porque Febles lo que quería era salir con ella a un sitio diferente”. “Ella fue invitada a esa cena como dama de compañía de Febles, pero el día del desfile, tuvo que montarse en la carroza de Jordan, porque como no hizo lo que el señor quería que ella hiciera con él, la ignoró”. “Ya usted qué era lo que él quería que mi hija hiciera”, añadió la madre.

La señora Maldonado, afirmó que ella ni su hija están buscando nada con la denuncia, que no sea “desenmascarar a Febles, para que todo el mundo sepa quién es quién”.

Explicó que no fue a la policía, debido a que en su trabajo posee numerosas responsabilidades por lo que no puede estar viajando a la corte en Nueva York.

“La Parada Dominicana de El Bronx, todo el mundo piensa que es un desfile manejado por un hombre aparentemente serio”, mantuvo la señora Maldonado.

Dio el adelanto que consultará con su hija con el objetivo de decidir si realmente harán una denuncia formal en la policía de Nueva York.

“Lo quiero es que salga a la luz, quien  es Felipe Febles y la señora Rosa Ayala, quienes son dos animales con ropas, pero de su asistente no me puedo quejar”, señaló.

En el caso de Rosa Ayala, quien es la vicepresidenta ejecutiva de la parada, la entrevistaron por teléfono y rechazó totalmente la acusación de la señora Maldonado y la calificó de un “invento” que busca hacerle daño a Febles. El presidente de la parada, según Ayala, no tuvo la oportunidad de hablar con este reportero, ya que estaba en una consulta médica y la condición de salud no le permitió defenderse de las acusaciones.

Ayala, mantuvo que fue Maldonado quien la llamó para pedirle que los directivos invitaran a la hija. “Le dije que sí, que podía venir incluso al banquete, cuyo derecho de admisión es de $250 dólares y patrocinado por varias instituciones y empresas”.

Añadió que la madre le envió fotos de la hija.

“Las mandé a buscar con un chofer al hotel para tratarlas bien, Felipe me dijo que le pusiera la banda de madrina para que se sentara con los invitados especiales. La modelo invitó a Febles a comer a algún lugar, pero él le dijo que estaba agotado”, señaló Ayala.

Contó que la modelo asistió al evento Abrazo Dominicano, que organiza el reverendo y senador estatal Rubén Díaz.

Ayala indicó que le dijeron que la modelo, “tiene fotos desnuda, pero ahora quiere dañar la imagen con este pobre hombre y le quieren buscar problemas, pero él ni siquiera comió con ella ni nada de eso”.

Ayala, recalcó que “esa muchacha está inventando, todo es mentira. La mandaron a hacer eso”.