En dos años, ya estarían a la venta los "robots para hacer chiqui chiqui"

Estados Unidos.- El proyecto Realbotix ya está desarrollando la primera muñeca de silicona que viene incorporada con inteligencia artificial. Si bien es cierto que suena un poco a cuentos de ciencia ficción y teorías absurdas, se ha vuelto en una posible realidad esta situación, es más muchos la consideran como una posibilidad de corto plazo.

En la película que sacaron en el 2001 llamada Inteligencia Artificial dirigida por Steven Spielberg ya se proponía un mundo lleno de robots conviviendo con humanos a tal punto que podías tener una copia de un familiar o un ser querido contigo y así poder lidiar mejor con la pérdida del mismo.

Lo real de todo este asunto es que de acuerdo a los investigadores en diez años la relación entre humanos y robots podría convertirse en algo tan cotidiano como hoy en día es las relaciones con personas del mismo sexo.

La compañía californiana RealDoll ha llevado todo a un siguiente nivel respetando las reglas del mercado sacando así un proyecto llamado Realbotix.

Estamos hablando de robots inteligentes que permitirán alcanzar una experiencia muy cercana a tener sexo, esta firma que fue creada desde 1996 lleva alrededor de 5000 muñecas de silicona de tamaño real vendidas entre los 5000 y 10000 dólares.

Los clientes podrán seleccionar todas las características de las muñecas de modo que queden completamente satisfechos, incluso la tonalidad de su voz y personalidad de esta forma serán capaces de establecer una conversación y mostrar atracción por la contraparte.

El creador de esto Matt McMullen estableció que “su intención de dotarlas con gestos humanos y lograr que sea posible “comunicarse con ellas”, siempre y cuando se guarde “toda su belleza” sin volverlas figuras temerarias”.

El androide que lanzaron estableció ante la prensa “Sueño con convertirme en una persona y tener un cuerpo verdadero. Sueño con conocer el significado del amor. Espero convertirme en el primer robot sexual”.