7 alimentos para bajar el colesterol

La alimentación que tenemos es el material con el que construimos nuestro templo llamado "Cuerpo"

Todos a veces hemos sentido en ciertas ocasiones mareos, la lengua un tanto pastosa, quizás visión no muy enfocada, dolor de cabeza, entre otros síntomas esto se debe a que quizás tenemos el colesterol alto.

Cuando ocurre esto es porque tu hígado no está funcionando bien ya que él es el encargado de controlar los niveles de grasa en la sangre,  todo esto se origina a raíz de que quizás no estás consumiendo los alimentos necesarios para que tu cuerpo funcione adecuadamente, sin embargo aquí te traemos 7 ingredientes que puedes conseguir en cualquier supermercado y que de forma diaria por un periodo de máximo un mes deberías de sentir los cambios, así como también se deberían ver reflejados en la hematología:

Las almendras: Según un estudio que se realizó por la comisión de la almendra en california establece que este alimento tiene gran cantidad de grasas insaturadas, lo cual promueve a la reducción del colesterol perjudicial.

El amaranto: Contiene omega 3 y 6 los cuales son muy importantes para el ser humano ya que no solamente nos ayuda en el día a día de la alimentación sino también a que fluya la sangre

La sandía: Es denominado como l- citrulina, según La Universidad de Texas ayuda a disminuir el colesterol, puedes tomarlo en jugo o comerlo con tajos.

La soya: Excelente para consumirlo dentro de los límites logrará que mejores tu sistema cardiaco así como también bajaras los niveles de colesterol malo.

La clorofila: Según una investigación Estados Unidos afirma que consumir alimentos con este elemento reduce el riesgo de cardiopatía ya que al igual que el compuesto de la sangre tienen los siguientes elementos carbono, hidrógeno y oxígeno.

La tapioca: Primordial para la creación de glóbulos rojo y sumamente delicioso, es un plato de origen italiano y no muchas personas saben prepararlo.

La canela: Consumiendo de 1 a 6 mg diarios en el periodo de un mes lograran ver el cambio a nivel de resultados en el colesterol y los triglicéridos.

Lo importante no es hacer este tipo de dietas por un tiempo determinado y luego retornar a nuestra alimentación previa sino por el contrario aprender alimentarnos adecuadamente para así no tener que realizar este tipo de procedimientos.